10 Mar, 2015

Enviado por | 0 Comentarios

Tosta de foie con huevo de codorniz y trufa

PhotoGrid_1380930719279

Hola a todos de nuevo!!!

Hoy os traigo una tosta de foie con huevo de codorniz y trufa,  un entrante sofisticado, delicioso y con aroma que aporta la trufa que lo completa como bocado. Las trufas son unos hongos que crecen bajo la tierra en bosques de encinas, robles y avellanos principalmente, aunque también se dan en otros suelos. En el mercado alcanzan un precio muy alto y en alta cocina son muy apreciadas por su gran aroma.

Para los bolsillos modestos, es complicado acceder a ellas en crudo, pero las venden en unos botes en conserva a un precio que no llega a los cinco euros, así podemos probarla todos!!! Seguro que no son lo mismo, pero nos valen para que nos aporten el sabor y el aroma de la trufa.

 

Ingredientes

9 rodajas de pan de baggete ligeramente tostadas
9 huevos de codorniz
Un bote de trufa negra
125 grs de foie fresco ( hígado de pato fresco )
Sal maldon
Vinagre para el escalfado
Agua para escalfar los huevos

Preparación

1. Lo primero será cortar el pan de la baggete el trozos no muy gordos, para que nos quepa de un bocado o dos en la boca, y meter en el horno a temperatura suave 120 ° más o menos para que se haga el pan despacio mientras elaboramos el resto de ingredientes.

2. Cortar el foie en lonchas, hacer  nueve trozos, y lo vamos poniendo a la plancha sin nada de grasa por tandas. Soltara mucha grasa al cocinarlo y se irá reduciendo de tamaño, no dejar que reduzca mucho, el foie se toma sólo marcado en plancha. Si lo cocináramos mucho, nos quedaremos sin foie. En cada tanda, ir quitando la grasa que suelta y guardarla.

3. Pondremos una cucharita de grasa de pato sobre cada rodaja de pan, y sobre ella el foie marcado. Y reservaremos en el horno templado, a unos 70 °, mientras cocinamos los huevos.

4. En una olla grande, ponemos agua y un chorro de vinagre, e iremos escalfando los huevos un minuto o dos, hay que dejar la yema blandita, para que en boca se funda con todo el resto de sabores. También podemos freírlos, pero yo no lo aconsejo porque el foie ya tiene suficiente grasa y se puede hacer muy pesado. Por otro lado, el sabor del huevo es mas natural si lo escalfamos que si lo freímos, pues no se aporta el sabor del aceite.

 Los sacamos y escurrimos sobre papel de cocina, y terminamos de montar las tostas, poniendo sobre el foie los huevos de codorniz.

5. Para terminar, ponemos una escama de sal maldon sobre el huevo y rallamos un poco de trufa sobre las tostas. Servir calientes.

Es un entrante laborioso de preparar, aunque no complicado, pero merece la pena el tiempo empleado; es un bocado exquisito para todos los que gustan del foie.

Espero que les guste

Algo que decir?