14 Ago, 2015

Enviado por | 0 Comentarios

Guacamole mejicano

guacamole mejicano

Hola a todos de nuevo!!!

Este finde hemos estado de boda y la celebración ha sido una comida campera típica mejicana, pues la novia, mi amiga Esther, es de ese país. Así pues, he tenido la oportunidad de ver como se hacen varias preparaciones auténticamente mejicanas. Una de ellas ha sido el guacamole.

Hacer un auténtico guacamole mejicano no es difícil si seguimos unos pequeños consejos y trucos que harán de esta salsa una auténtica delicia.

Según me cuenta Esther, el guacamole es un acompañamiento de platos, se puede hacer picante o no. Es falso que en Méjico solo se consuman platos picantes, se cocinan los alimentos de forma normal y el picante es algo opcional, en la mayoría de los casos es a través de las salsas. De hecho, la familia que ha venido a la boda no son de picante.

Una vez desmentido uno de los mayores tópicos que existen en nuestro país sobre la comida mejicana, vamos a ver como preparar un excelente guacamole mejicano.

Ingredientes

3 aguacates maduros

½ cebolla

1 tomate bien rojo

1 pimiento verde o chile picante

Un manojo de cilantro

Un chorro de leche

Preparación

1. Vamos a preparar el pico de gallo, que es así como se llama al picadillo de pimiento, cebolla y tomate. Lavamos bien todas las verduras y las picamos en brunoise. Se reservan en un bol.

2. Ahora vamos a abrir los aguacates al medio a lo largo, se separan y el hueso se clava un poco el cuchillo en él y se desprende fácilmente. Con una cuchara se vacía la carne y se pone sobre una bandeja o fuente y se machaca muy bien con un tenedor, trabajando el aguacate hasta hacer una pasta. Cuanto mayor trabajado esté, mas fino es el resultado. Para darle textura y untuosidad, se le pone un chorrito de leche y se mezcla bien.

3. Añadir el pico de gallo reservado sobre el aguacate y mezclarlo con el tenedor muy bien, hasta dejarlo incorporado por completo.

4. Por último se le añade el cilantro muy picado, primero una parte que mezclaremos muy bien, y a continuación un poco mas sobre el resultado para decorar.

* Tenemos ya nuestro guacamole mejicano listo para consumir con unos totopos o lo que llamamos nosotros nachos, o para acompañar otras preparaciones de carnes o tacos.

* Ahora bien, nuestro paladar seguramente nos pida algo de sal. Si es así no se lo echéis hasta que vayáis a consumirlo, pues pone negro el aguacate. Este guacamole estuvo hecho con dos horas de antelación y no se oscureció.

* Puede ser incluso, que os pida un poco de lima para intensificar el sabor.

* También puede ser que lo prefiramos mas fino pasándolo por una batidora o thermomix para que no se noten las verduras…eso ya es opcional, yo os he puesto la receta auténtica, ahora que cada uno la adapte a su gusto.

Espero que les guste.

Menciones/Notificaciones

  1. Berenjenas a la andaluza con miel - La Casa Maygica - […] a la andaluza y ahora tal vez os pueda interesar como limpiar la campana a fondo sin esfuerzo, guacamole mejicano, paté…

Algo que decir?